martes, 21 de julio de 2009

"La gente" y otras fábulas

¿Lo digo o no lo digo?

Lo que voy a escribir a continuación es cuando menos, políticamente incorrecto. Pero lo tengo que decir: hay que desmitificar de una vez por todas la frase "el pueblo no se equivoca". Es una frase que trae dolores de cabeza, que no deja analizar las cosas si no es en términos binarios de poder - no poder, o de absolutamente correcto - absolutamente incorrecto. Por supuesto, no pretendo tener razón y expongo mi posición con el deseo de que justamente algunos -o todos- no coincidan conmigo y que podamos entablar un debate al respecto.


Y ésto que digo no es una disculpa de la derrota (que aún no sé si fué o no fué una derrota, aunque está claro que los resultados no fueron alentadores) del 28 de Junio, ni es una forma de justificar que De Narváez haya ganado en la Provincia de Buenos Aires. Tampoco mi afirmación tiene que ver con calificar el voto ajeno, aunque sí tiene que ver con analizarlo.

Lo primero que hay que trazar es una línea entre la democracia y las mayorías absolutas. Porque, ante todo, fuera de los plebiscitos, en los sistemas democráticos en general (y particularmente en Argentina) los gobiernos no suelen contar con la mayoría absoluta. Es mas, el criterio no es único: en algunos países no es obligatorio votar, hay una línea divisoria muy fina (si no una escala de grises) entre los incluídos y los excluídos en el sistema electoral, suele haber un porcentaje no despreciable de abstención o voto negativo... en resumen, es muy dificil que el 50% de la población esté a favor de un proyecto político. En Argentina, en 2007, Cristina Fernandez de Kirchner ganó por una diferencia abrumadora: 20 puntos. Sin embargo, si se quiere se puede argumentar -y muchos opositores, de hecho, lo hicieron- que Cristina Kirchner no contaba con el apoyo del 55% de la población, es decir, la mayoría. Y yendo aún mas lejos se podría decir que menos de 10 millones de personas la votaron, es decir, menos del 25% de los habitantes del suelo argentino.

¿A que voy con todo ésto? Que en los sistemas representativos, elegimos dirigentes para que hagan en representación de nosotros. Y hacer en representación no significa "hacer lo que yo haría", y he ahí el punto. Para graficar este aspecto, haciendo zapping hace poco ví a Mauro Viale entrevistando a Fernando De la Rúa. En una de las preguntas, se hacía referencia a Domingo Cavallo, y la respuesta fué tan contundente como auténtica: "la gente lo pedía".
Uno de los mayores errores de De la Rúa, fué considerar que "la gente" es la que debe decir al gobernante que hacer, fenómeno que se repite en Cobos y que aparentemente es un problema propio del radicalismo, quizá por su orígen o por la naturaleza del electorado al que representa. En primer lugar, porque "la gente" es un sujeto imaginario tan inasible e irreductible como "el campo". En segundo lugar, porque "la gente" se equivoca, como cualquiera, porque "la gente" es un conjunto de seres humanos. Y he ahí el problema de la sentencia inapelable de que "el pueblo no se equivoca", si el pueblo es la suma de seres humanos y los seres humanos se equivocan, entonces el pueblo puede equivocarse. No hay en las mayorías mayor razón o tino que en una sola persona, en todo caso lo que puede cambiar es la probabilidad de acierto.

Cualquiera diría: "lo que decís está mas cerca del argumento de una izquierda blanca que del peronismo". Absolutamente, pero la idea está incompleta, y paso a completarla.

Así como digo que en las mayorías no existe autoridad para decidir que hacer (la propia complejidad de la política hoy impide que cualquiera de nosotros, sin la experiencia y/o formación pertinente, seamos presidente de la Nación sin incendiar el país, cuestión que Mirtha Legrand parece no entender), también creo que son las mayorías las que eligen a sus dirigentes y algo mas, pues la lectura de un resultado electoral adverso es crucial. Enfatizo ésto último, para que se entienda que yo sí creo que hay algo que corregir luego del 28-J, que no es todo perfecto y que hay que taparse los oídos con algodón después de los comicios.

A lo que voy, concretamente, es que el gobierno electo es quien debe gobernar aún a riesgo de resultar antipático. Cuándo el pueblo elige a sus representantes lo que hace es elegir representantes, ni mas ni menos. La elección de sus representantes no le da derecho a intervenir activamente en las decisiones que se toman vía televoto, o nota de TN, o mandándole una carta a Cristina diciéndole cual debe ser el valor de las retenciones. La participación política en una democracia es abierta, pero -tomando la analogía de Dolina- no se trata el país de un hotel en el que el "político" es una suerte de mucamo al cual exigirle que se laven bien las sábanas. porque "yo pagué (mis impuestos)". La participación activa requiere mas que palabras o declaraciones, o elaboración mental de escenarios en los que somos eventualmente presidente o gobernador de la provincia.

"La gente" se equivoca muchas veces, en muchos lugares del mundo. De lo contrario, nadie hubiese negado luego del '95 haber votado a Carlos Menem, o haber votado a De la Rúa en 1999. Patricia Bullrich tendría que retractarse de los múltiples cambios ideológicos o de partido que hizo en apenas diez años, Carrió debería explicar el giro ideológico que la llevó de socialdemócrata a casi neoliberal, "la gente" llamó a las dictaduras en argentina varias veces y la última representó una condena casi unánime -a pesar de que la memoria está flaqueando de nuevo- de los argentinos por 30 años. En Estados Unidos eligieron a Bush, lo reeligieron y luego cambiaron por Obama, el propio Kirchner elogió a Menem y hoy lo defenestra. Los propios opositores, que apoyaron a Kirchner en 2003 para que Menem no se presentara ni al ballotage, hoy parecen tener una tendencia inversa: ¿cuándo tenían razón? ¿cuándo se equivocaron?
Muchas personas fueron el 28 de Junio de 2009 a votar por obligación, o con la intención de castigar a Néstor Kirchner (ni siquiera a Cristina), muchos desconocen completamente que gente como Aldo Barrionuevo tiene relación con De Narváez, o prefieren ignorarlo o minimizarlo si de arrasar con el kirchnerismo se trata. Fué Clarín quien elaboró una encuesta en la cual cerca del 70% de los votantes manifestaron no estar interesados en la política o en ir a votar.

El común de "la gente" no contempla que las decisiones políticas son siempre imperfectas, porque de los millones de caminos posibles es muy dificil acertar en el exacto, lo mas probable es estar cerca de él si se hacen las cosas bien, lo que implica que siempre habrá defectos y por ende siempre habrá que cuestionar. Para que un grupo de personas y en particular una (el/la presidente/a de la Nación) tomen las mejores decisiones elegimos a nuestros representantes.

Y, entonces, esta reflexión resulta en una reivindicación del "político", he ahí la diferencia con el argumento de la "izquierda blanca", que mas que considerar la capacidad de equivocarse del electorado tiene la tendencia a creer en él algo que no existe, y pretender despertar al electorado de una pesadilla en la que sólo están los propios ideólogos de tan descabellada idea.

Tampoco le quito carácter peronista en tanto considere que la palabra "pueblo" tiene un sesgo insalvable en éste contexto, y éste es considerar que los gobiernos tienen que gobernar por igual para todos. En ese sentido, tanto los sectores mas humildes de la provincia de Buenos Aires como las provincias históricamente mas postergadas fueron los que mayor aprobación dieron con su voto a la gestión kirchnerista, mientras que la mas fuerte reprobación provino del interior de la provincia de Buenos Aires, Capital y provincias "ricas" y/o históricamente agroganaderas como Córdoba, Santa Fé, Mendoza o Entre Ríos. Dar el mismo peso a los votos es válido en lo que hace al funcionamiento del sistema democrático, en el recuento y en las estadísticas, pero no lo es desde el punto de vista sociológico. Es cierto que el gobierno ha perdido un caudal de votantes importante entre los mas postergados, pero son ellos los que aún siguen sosteniendo que éste camino es mejor que las alternativas y si se quiere leer el mensaje del pueblo pensando en gobernar para los sectores sociales menos favorecidos, creo que la lectura mas correcta es: "los acompañamos y los preferimos al resto, pero todavía están en deuda con nosotros".

Esa me parece que es la lectura mas acertada que podemos hacer los kirchneristas, y combinando un poco con lo que se comentó hace unos días en Artepolítica, podemos reconstruír -y mejorar- el kirchnerismo como fenómeno de recuperación del sistema democrático post crisis del 2001, de las banderas peronismo histórico, de la militancia y fundamentalmente como punto de partida de meter en la agenda las necesidades de los que, valga la redundancia, necesitan de la política para aspirar a un presente mejor. A fin de cuentas, ese es el objetivo de la política para los que creemos en el kirchnerismo, igualar las oportunidades y garantizar la vida digna, independientemente de lo que diga "la gente".


Fuentes:

El piojo resucitado
http://elpiojoresucitado.blogspot.com/2009/07/pizza-y-champagne-la-colombiana.html

Derek dice
http://derekdice.blogspot.com/2009/07/almuerza-con-nosotros.html

Artepolítica
http://artepolitica.com/articulos/el-futuro-del-kirchnerismo-ni-afuera-ni-solos/

Imágen
http://www.infobae.com/adjuntos/imagenes/08/0280828B.jpg
.

26 comentarios:

  1. independientemente de lo que diga la gente, tal cual, peronismo basico o explicito, eso es, nada mas que eso. Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Quiero hacer una aclaración: cuándo hablo de la "izquierda blanca" hablo del antiperonismo de izquierda, no de sectores de izquierda mas constructivos. A fin de cuentas yo me considero de izquierda también.

    Si MOO, se trata de peronismo duro y parejo, es llamativo que muchos peronistas pretendan que éste gobierno sea radical. No se entiende.

    ResponderEliminar
  3. Seguramente no aporto al debate Martin, pero estoy de acuerdo en casi todo (o todo) lo que has planteado.
    Siempre he dicho que los gobiernos se equivocan por el simple hecho de no ser extraterrestres y entonces ¿por que el pueblo no podria equivocarse?
    Coincido en lo que decis de nuestra democracia representativa, no obstante, esta tambien contempla presupuestos participativos como tenemos en Moron (y funcionan muy bien por lo que he visto). Quiero decir, estoy de acuerdo en que gobernar no es hacer lo que "lagente" quiere porque ademas de irresponsable es imposible. ¿Quien tiene mas derecho a decirle a un gobernante como gobernar? ¿Vos o yo? Ninguno. Pero como todo, siempre se puede profundizar.
    Excelente analogia la del hotel-pais. Te digo que me es util para varias discusiones.
    Con lo que decis en tu ultimo parrafo y mas que nada en tu ultima frase, confirmas que estamos en el mismo camino.

    Buenisima la entrada. saludos.

    ResponderEliminar
  4. Sabrina: Obvio que aportas al debate, ¿que te hace suponer lo contrario?

    El posteo, en conclusión, pretende redondear un concepto fundamental: el "político" no es un sirviente de "la gente", sinó que es elegido para ejecutar una acción. Lo que cierta gente odia del peronismo es que se caracteriza por tener líderes fuertes y ser muy personalista, lo mismo el chavismo en Venezuela.
    Para ésta clase de gente, el funcionario es un "empleado" de ellos, porque ellos "le pagan" el sueldo. La mayoría de éstas personas, que con suerte pagan puntualmente sus impuestos son empleados, y consideran que un empleado debe ser como un burro de carga al cual azotar "si se porta mal", dicho de otro modo convalidan su propio sometimiento en condición de empleados o bien anhelan ser empleadores. Hay un problema muy serio con la pertenencia de clase, la propia ubicación en el contexto social, histórico, regional, etc, de los argentinos. Nada es casual, no es casual que haya ganado De Narváez y que el mismo dijera en el reportaje con Fontevecchia "algunos pobres me decían 'vos no vas a robar porque ya la hiciste'". Hay algo que no está bien ahi, pero por otro lado es la decisión de las personas y eso no se puede cambiar, las elecciones las gana el que saca mas votos y no se le puede enseñar a vivir a la gente. Lo que tampoco es responsable es subirse al caballo de la mayoría y saltar de un lado a otro "porque la mayoría lo dice".

    Digamos que esa era la idea, reivindicar la función política y bajarle un cambio al tema de "la gente dice", "la gente cree", etc.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  5. MIRÁ TE VOY A DECIR LA VERDAD, LEO A VUELO DE PÁJARO POR UN TEMA DE TIEMPOS. NO TENGO MUCHO TIEMPO.

    PERO ESTO DE QUE "EL PUEBLO NO SE
    EQUIVOCA" ES FÁCIL DE REBATIR. NO DIGO QUE VOS Y SABRINA LO PIENSEN.
    MENEM 2 VECES ELECTO Y 3 TAMBIÉN LO AVALAN.

    MI SUEGRO, MUERTO DE HAMBRE POR MENEM, VOTO A DE NARVÁEZ.

    PERONISTA SE DICE.

    PERO VE TELE Y ESCUCHA A M.RUIZ GUIÑAZÚ.

    LEY DE RADIODIFUSIÓN NUEVA!!!

    POBRES CON CAMISETA DE RICOS.

    ¡¡¡MAMITA QUERIDA!!!

    ResponderEliminar
  6. PERDÓN, LO LEÍ UN POQUITO MEJOR Y ESTÁ BÁRBARO. PERO ESTE ES UN PÁIS
    CON VOCACIÓN AL SUICIDIDIO INDUCIDO.
    ESTAMOS AL HORNO CON GENTE QUE PEGA
    POR DERECHA E IZQUIERDA SIN VER LO QUE SIGUE.
    PALACIOS EMBAJADOR DE LA "LIBERTADORA". PERÓN ENEMIGO.
    Y DESPUÉS "YO NO SABÍA LO QUE VENÍA".
    NO VIENE SOLANAS. Y SABATELLA TAMPOCO A PESAR DE QUE PINO NO LO ATENDIÓ A TIEMPO PARA NO IR JUNTOS.
    Y NO LO ATENDIÓ PORQUE ES FÁCIL PEGAR PERO MENOS FÁCIL VER A QUIEN SE LE PEGA EN EL BOLICHE Y QUIÉN ES ALIADO.
    SABATELLA ES MEJOR QUE PINO, ACLARO. Y PINO NO ES EL MALO ACLARO.
    PERO CUANDO SOS VIEJO (51)YA TE COMISTE NUCHOS AMAGUES.

    MUY BUENO

    ResponderEliminar
  7. En general coincido Diego, yo tengo una visión un poco menos optimista sobre Solanas, no creo que sea "el malo" pero no me gustan sus actitudes. En cambio, en Sabbatella sí veo aspectos muy rescatables. Lamento que haya ido por afuera, hubiese evitado la derrota K acordando con el oficialismo, aunque obviamente hubiese quedado pegado y quizá eso es lo que intentó evitar. De todos modos tengo expectativas en un acuerdo con él luego de las elecciones del 28J, no así con Solanas.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  8. martin, empece a contestar algunas cosas con la que no estaba del todo de acuerdo, pero se me hizo mas largo que la mierda, asi que bueno, esta aca http://kalm-town.blogspot.com/2009/07/algunas-diferencias-comentarios-acerca.html

    sin embargo, me tiro de cabeza al ultimo parrafo, ahi, estoy de acuerdo en todo !

    Saludos

    ResponderEliminar
  9. ¡un aplauso para diego!, y no maradona, sino quien dijo "pobres con camiseta de ricos" jajja, la de veces que he dicho esa frase, es asi compañero, si los ricos no pudieran en democracia convencer a los pobres de que van a gobernar para ellos ,,, los pobres, por ser mayoria, ganarian siempre, se ve clarito que cuando no pueden y se les complica, llaman a rambo y a los tanquecitos .....

    ResponderEliminar
  10. Fede, ahí te contesté, muy bueno el artículo y me alegro que se haya abierto una suerte de debate.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  11. ¿QUIÉN GANA EN EEUU, LOS DEL BRONX?

    O SON MAYORÍA LOS DE NW YORK?

    ResponderEliminar
  12. AH NO. LA QUE TIENE LA POSTA ZURDA ES PILAR RABOLAS HINCHADAS.

    ResponderEliminar
  13. UN DÍA VI EN BS.AS.UN GRAFITI DECÍA "SI LA DEMOCRACIA SIRVIERA PARA ALGO, NO NOS DEJARÍAN VOTAR"

    PENSÉ QUE ESTABAN EQUIVOCADOS LOS QUE LOS ESCRIBÍAN.

    HOY QUE LA PRENSA QUIERE UNA VISIÓN
    "LISITA", NO LÍCITA SINO LISITA, SIN ASPEREZAS DONDE LA HAMBURGUESA
    SEA UN PARÁMETRO OCCIDENTAL SEGÚN TENEMBAUM, NO IMPORTA SI EEUU MATA 1 MILLÓN DE IRAKÍES PARA QUE SU "PARAMETROHAMBURGUESA" DE BIEN EL NÚMERO...DIGO ¿ES POSIBLE QUE "EL PUEBLO NO SE EQUIVOQUE" CON TANTO TURRO PAGO PARA VENDER HAMBURGUESAS?
    PERO ME ACUERDO DE UN POEMA DEL CHE
    REFERIDO A LOS OJOS DE LOS BOLIVIANOS QUE LO MIRABAN SIN COMPRENDER.

    Y HOY LO COMPRENDEN.

    HAY UNA LUZ. DIJO ESTE QUE SE MORÍA Y RESUSITABA. FAVIO ZERPA ME SALE. ESTOY EN PEDO.
    SUEYRO ERA.

    ResponderEliminar
  14. Diego, yo pienso que están equivocados. La democracia sirve porque nos dejan votar, después si votamos para el c*lo es otra cuestión. Pero verdaderamente no me gusta calificar el voto ajeno, sí tengo que decir que me cuesta entender ciertas tendencias o que me cuesta encontrar testimonios que expliquen claramente el por que de ciertas decisiones, pero no quiero desacreditar.

    Veo que viste P+P-
    Lo vi de rebote, no podía creer que midieran los índices de la economía con un Big Mac.

    El odio de Tenembaum al oficialismo es espantoso, pobre, no sabía que estaba tan sacado.
    Y objetivamente llevaron a tres trabajadores del indec que están en contra de Moreno... cosas de la casualidad.

    En fin... saludos.

    ResponderEliminar
  15. interesante martin
    especialmente lo que ronda todo el post en cuanto al concepto de la gente con respecto a los políticos, funcionarios, empleados del estado. ese tema "servil" y de q "pagan sus impuestos". es constante.
    y está directamente relacionado con el esfuerzo personal-individual como valor, alejado de la noción de pertenecer a una sociedad como red, donde lo que uno hace/tiene/etc. incide en otro. es la contracara de asumir responsabilidad. es x eso q del estado se "exige", sin ver que lo que se hace forma parte de políticas activas, acciones. y q lo contrario es vaciamiento.

    es tarde. salió esto

    ResponderEliminar
  16. Claro Matilda. Es de todo un poco, siempre generalizar está mal pero indudablemente hay diversos componentes en todo ésto, desde la influencia (innegable) de los medios de comunicación, pasando por una pérdida notable por el interés en el sistema democrático con el consecuente desconocimiento generalizado de su funcionamiento, el descrédito hacia la clase política por errores propios de ella pero también por esa visión del "empleado mío que no hace bien el trabajo", etc. Hay una suma de factores, pero el resultado esencial es una sociedad anti política, con los "políticos" con toda la culpa a cuestas (el caso de CQC y Romera es notable en éste aspecto) y encima los medios o la Iglesia mediando en favor de los intereses del poder en un juego demagógico constante que se retroalimenta de la furia popular.

    En resumen, el voto del 28-J habla pésimo del pueblo argentino, no porque haya perdido el oficialismo, sinó porque además de ser magras las ofertas en el plano electoral, fué malísima la respuesta del pueblo en general que votó bronca y nuevamente eligió con asco con el solo objetivo de destruir a otro. Mañana le tocará a De Narváez, y el ciclo vuelve a repetirse una y otra vez. La democracia argentina está aún muy lejos de ser "madura", por muchas razones pero entre esas razones uno de los grandes responsables es el propio pueblo argentino.

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  17. puta madre, me habia tomado el re tiempo de responder a la respuesta que dejaste en mi blog, y este blogger kkkkonchudo que seguro esta manipulado por moreno me cago, y se borro todo.

    Lo resumo de manera mas desganada:

    3-creo que en el texto me exprese mal porque, en el comentario, disentis a algo que yo digo, diciendo excactamente lo que yo queria decir: a los pobres se les llega con la accion, porque en esos sectores se votan promesas, y realidades, no imaginarios y tampoco ideales (lamentablemente esto ultimo) .analizar porque mucha gente ha perdido los ideales( o mejor dicho las generaciones mas jovenes) politicos, filosificos etc, es tema para largo y no quiero demorarme y que el blogger k me intervenga.

    2-El mendecismo tambien saco muchos votos en sectores pobres, y no por eso es mas peronista que otros. Sin embargo, tamien pienso que que kircner esta muchisimo mas cerca de peron que tantos otros que se adjudican el puesto. Peronista y liberal se oponen como imperiailsta y pacifista.

    1-Este es un tema complejo, y contestarlo por aca seria largo, la cuestion es que es un ERROR dependiendo desde donde se lo aborde, y dependiendo de los intereses personales, o desde que intereses se lo juzgue.
    A carrio, le hubiera facilitado su labor de opositor, que ganara mendez, que ya estaba demoinizado por gran parte de la sociedad y otras oposiciones, que hoy, vuelven a serlo .... resumiendo, en terminos ideologicos, no sabemos bien que mierda proponen o a que se oponene. Tratare de escribir algo para alcarar este concepto.
    Pero como carrio tiene su naturaleza de CONTRA si hubiera seguido diciendo lo mismo que con mendez, durante los k, hubiera dejado de ser contra, por eso, ahora defiende a los gauchocratas y a los consorcios multimediaticos ... por contra. Obvio que sus intereses van mas alla de lo contra, su interes es el poder y lo que se peude hacer con el, ¿sino ,, para que te gastas?

    ResponderEliminar
  18. Fede: recomendación ante todo.

    Cuándo escribas algo largo, quizá te conviene escribirlo primero en word o en un txt, como para no perderlo porque blogger tiene esas cagadas.

    Yendo a la respuesta.

    Coincido en 3.
    En 1, te diría que el caso Mendez es muy particular pero responde a la misma lógica: los votos mas humildes a Menem eran de agradecimiento, y era lógico, los pobres venían de la hiper y Menem los sacó. El problema de Menem fué cuándo se cayó el escenario y cuándo nos enteramos de que había 19% de desocupados en 1995 (con los cuales no se pierde la elección, de ahí que tener el 50% no es garantía de hacer las cosas bien para todos), también Menem captó mucho voto liberal y de clase media resucitada. A De la Rúa también lo votaron los pobres. A lo que voy es que ya en 2009, que en el conurbano ganes (aunque sea por 2 o 3 puntos) no habla mal de vos sinó mas bien muestra que todavía te tienen confianza. Pero hay una alerta ahí, un "ojo, mejoren".
    En la 1: Entiendo lo que decís, a lo que voy es que los cambios de actitud muy diametrales y brutos evidencian errores. Esencialmente quiero ilustrar que todos cometen errores, incluso los Kirchner. Por eso, la generalización de que el pueblo no se equivoca es un poco peligrosa. Está buena cuándo se gana, pero cuándo se pierde todo lo que se sostiene se desmorona. Si hay algo en lo que creo que se equivocó Néstor (claro, con el diario del Lunes lo digo) fué plebiscitar las elecciones. Si se minimizaban, todo seguía mas o menos igual y se podría haber parado las orejas de todos modos sin perder duramente contra la agenda del poder económico.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  19. Martin: lo de no aportar al debate era medio en chiste pero tambien medio en serio porque me cuesta pensar que dando la razon pueda formarse un debate.
    Y "lo-la" pero sigo estando de acuerdo, ja.
    Si pienso que hay que respetar la desicion de la gente democraticamente pero tampoco me parece incuestionable.
    Me parece que esta barbaro tratar de sacarnos un poco de encima esto de "lagente dice" porque ademas, es una falacia ya que lagente o elpueblo o elcampo no son grupos homogeneos.
    Tambien seria buenisimo sacarse de encima el mito segun el cual el rico no roba porque ya tiene.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
  20. ¿Te das cuenta? Con tanto consenso al final no se puede... En este país falta crispacion :P

    ResponderEliminar
  21. Houston i have a problem. Dejé un comentario y no lo veo. Ahora me pregunto si no lo habré mandado a un blog de crochet...
    Te decia que tu post me parece sublime. Aunque no concuerdo con la frase del principio. Nadie que vote de acuerdo a su saber y entender por lo que piensa soluciona sus problemas se equivoca. En el fondo ¿quienes somos nosotros para juzgarlo? Eso que suelen hacer los gorilas "esos negros no saben votar".
    saludos

    ResponderEliminar
  22. Tenés razón Belanix, anque yo dije ésto mas o menos para aclarar ese punto:

    "En segundo lugar, porque "la gente" se equivoca, como cualquiera, porque "la gente" es un conjunto de seres humanos. Y he ahí el problema de la sentencia inapelable de que "el pueblo no se equivoca", si el pueblo es la suma de seres humanos y los seres humanos se equivocan, entonces el pueblo puede equivocarse. No hay en las mayorías mayor razón o tino que en una sola persona, en todo caso lo que puede cambiar es la probabilidad de acierto."


    Pero es verdad lo que decís, no considero correcto calificar el voto ajeno, sí puedo calificar de error lo que es personalmente admitido como error por el individuo o el conjunto, por ejemplo haber apoyado a la dictadura (e inclusive haberla llamado a gritos).

    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  23. Muy pero muy bueno el post...

    Yo quería colaborar con una idea que me sobrevuela la cabeza de vez en cuando...
    Cuando decis que "la gente" piensa que el Gobierno o el Presidente ("a" en este caso) es un empleado suyo porque "paga sus impuestos"... ¿no es un poco un pensamiento impuesto?
    Colonización del pensamiento. ¿Colonización semántica?
    Digo: las corporaciones, el poder real, ve a los políticos como empleados suyos.
    Ellos tienen la sartén por el mango y los políticos, si quieren tirar en el aceite hirviendo de esa sartén un par de papas para que se friten, tienen que tirar las papas de las corporaciones, de la patria financiera, del poder agrícola ganadero y hasta las papas militares también, ¿no?. Y las papas que son "bocatto di cardenale" tambien, obvio...
    Y es en esa idea de que el gobernante tiene que hacer lo que "LA GENTE" quiere que haga porque "LA GENTE" no se equivoca donde asienta ese imaginario. Siendo "la gente" la gente a la que se refiere hoy en día Mirtha Legrand: la gente linda, la gente bien, los bienpensantes, los que tienen apellidos patricios, etc.
    Esa era la gente que, saliendo de la crisis de 2001 dijo: bueno, estamos en la lona, viejo. Arreglatelas, Néstor...
    Y Néstor se las arregló como pudo. Pactando con quienes creía conveniente. Superavit, tipo de cambio, retenciones, y repartamos un poco la torta porque ya es tiempo...
    Pasada la crisis, "la gente" dijo: bueno, Néstor. Ya está, ya pasó... ahora dejate de joder y volvamos a donde estábamos...
    Y, cayendo siempre en el medio pelo de Jauretche, la clase media, gran protagonista de esos enclaves donde el Gobierno perdió por paliza, se identifica con las aspiraciones de "la gente" linda. Las aspiraciones de la Pato Bullrich (¡que tiene una prima rockera y todo!) y de Federico Pinedo (que ya sabemos, todo lo que socava a Perón, fortalece a Pinedo)

    Yendome por las ramas, pero siguiendo con que el kirchnerismo fue derrotado en CABA, PBA y Sta Fe y Cordoba, para mi, el planteamiento electoral fue el correcto, pero no el adecuado.
    ¿A que me refiero?
    La idea fue la idea correcta (el modelo k vs el modelo de los 90), pero la estrategia adecuada fue la de Durán Barba (despolitizar, prometer padrinos mágicos para todos y no sólo para Timmy Turner y cortar con la mala onda y la discusión)
    Obviamente ese "basta de discusión y vamos al diálogo" fue impuesto por la prensa, en un movimiento de tenazas que empezó con lo de la "dictadura K" y la "hegemonia del régimen" para terminar con el "consenso" que mata el núcleo de la política que es que cada sector quiere aportar y pedir por sus cosas para reemplazarlo con el consenso de que hay que hacer lo que dicen los que tienen esa bendita sartén por el mango.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  24. Ricardo, gran aporte el tuyo.

    A tu pregunta:

    "Cuando decis que "la gente" piensa que el Gobierno o el Presidente ("a" en este caso) es un empleado suyo porque "paga sus impuestos"... ¿no es un poco un pensamiento impuesto?
    Colonización del pensamiento. ¿Colonización semántica?
    Digo: las corporaciones, el poder real, ve a los políticos como empleados suyos."

    Si, en esencia coincido. En realidad es poner en el otro mi pensamiento, y ponerlo dónde nunca debería estar. Que un asalariado hable como un empleador yo creo que haría que Marx se tire de los pelos o se suicide.

    ¡Salutes!

    ResponderEliminar
  25. q buenos los 2 últimos comentarios.

    esto atraviesa (y está instalado en) todo lo público. se vive en lo cotidiano, en el laburo de base (x ej., en un hospital, q es d lo q puedo hablar), donde se está parando la pelota todo el tiempo, redistribuyendo conceptos.

    ResponderEliminar

Muchas gracias por comentar.
Se agradece evitar la violencia al expresarse.